NUEVA YORK.- El gran Roger Federer quedó a una victoria de conquistar su 18° título de Grand Slam al despachar el viernes a Stan Wawrinka con una deslumbrante exhibición de tenis. Uno de los mejores partidos que hemos visto, una verdadera clase de tenis, sin desmerecer por supuesto a Wawrinka, que no por nada esta en el quinto lugar de la ATP.

Se había anticipado un reñido duelo entre los suizos, pero Federer fue implacable al emplear 92 minutos para imponerse 6-4, 6-3, 6-1, que lo llevó a la definición ante el serbio Novak Djokovic.

“Obviamente, estoy muy feliz. Ha sido un gran torneo hasta el momento”, dijo Federer, quien ganó cinco títulos consecutivos en Flushing Meadows desde el 2004 y fue finalista en el 2009.

“Durante los últimos seis años intenté con mucho esfuerzo volver a otra final”, agregó el ex número uno, que no gana un “major” desde Wimbledon 2012.

Que dice Roger sobre Novak

Sobre la definición ante el serbio, Federer sentenció que “será un gran desafío, pero voy a estar listo. Es la final de un Grand Slam y tendré que jugar mi mejor tenis para vencerlo y poder dar ese paso que necesito para tener el trofeo en mis manos”.

“Él tuvo un tremendo año, estuvo en las tres finales de Grand Slam. Es el mejor en canchas rápidas en los últimos años. Ha sido el número uno mucho tiempo, no regala nada y mentalmente es muy fuerte. Siempre hay algo enorme de por medio cuando nos enfrentamos”, dijo Federer, quien superó al serbio en la final del US Open de 2007, pero que luego perdió ante el serbio en las semifinales de 2010 y 2011, ambas en cinco sets.
“Estoy sacando muy bien, jugando un tenis positivo, buscando mis tiros y parece funcionar. Me encantaría que funcione sólo una vez más este año”, agregó.

De su ausencia en la final de Flushing Meadows en seis años, el helvético comentó que “trabajé muy duro en los últimos seis años para intentar volver. Había estado cerca, pero por uno u otro motivo no pude llegar. Hoy jugué muy bien para ganarle a Stan, que ha tenido un magnífico torneo”.

Habra que esperar hasta el domingo, para ver si Roger Federer todavía tiene lo se necesita para derrotar a un poderoso Djokovic.

Compartir