Posiblemente acertarías si dijeras que las últimas tecnologías dejaban atrás a las personas con alguna discapacidad. Pero mira, aquí hay una (pequeña) excepción.

Seamos sinceros: algunos de los últimos avances tecnológicos son una auténtica, completa y absoluta chulada. Uno de los mejores ejemplos son los smartwatches. Porque sí, seguramente podamos cuestionar su verdadera utilidad (me atrevería a firmar que me moriré sin haber llevado nunca uno), pero lo que nunca podremos negar es el grado de innovación tecnológica que conllevan gran parte de todos estos aparatos.

Pero oye, también es cierto que a menudo este tipo de tecnologías acaban obviando y dejando de lado a ciertos sectores de la sociedad. Y en este caso no (sólo) nos referimos a aquellos a los que no les seduce mucho gastarse un dineral en un smartwatch, sino a colectivos como los discapacitados visuales, que no pueden disfrutar de este tipo de innovaciones.

Dot, el smartwatch para ciegos

Seguramente este era el problema que tenían en mente los emprendedores de una startup coreana que está en pleno proceso de desarrollo de Dot, un smartwatch adaptado y habilitado especialmente para personas ciegas.

Pero, ¿cómo puede funcionar algo así? El secreto está en la pantalla: al contrario de lo que sucede en las pantallas de los smartwatches, en las que la visión es imprescindible, la de Dot tiene una serie de puntos en relieve. Así, al mostrar las notificaciones, el reloj hace que sobresalgan unos puntos u otros.

Por tanto, Dot consigue emular el efecto braille, de modo que es capaz de transmitir cualquier tipo de notificación en el lenguaje de comunicación de las personas ciegas, que dentro de muy poco podrán tener a su disposición este ‘wearable’.

El precio: 300 dólares

Vamos a lo importante: y esto, ¿cuánto va a costar? La intención de la startup coreana que ha desarrollado Dot es que su smartwatch tenga un precio asequible (mucho más que el de los actuales relojes inteligentes) por debajo de los 300 dólares.

Para ello, la compañía hizo en su momento una ronda de financiación de 600.000 dólares entre distintos inversores de capital riesgo. Pero la cosa no acaba ahí, ya que ahora mismo quieren recaudar un millón más y seguramente recurran al crowdfunding para ello.

Si todo sale bien, Dot saldrá a la venta en diciembre de este 2015.