Madeleine McCann
La pequeña Madeleine también tenía el cabello claro y tres años de edad al momento de su desparición.

El descubrimiento de los restos de una niña dentro de una maleta abandonada en Australia fue seguido con interés por los policías que investigan el caso de Madeleine McCann, la pequeña británica que desapareció en 2007 cuando estaba de vacaciones con su familia en Portugal.

Sin embargo, Madeleine McCann fue “totalmente descartada” como la potencial víctima.

Lea: La macabra maleta en Australia que interesa a los investigadores de la desaparición de Madeleine McCann

La policía de Australia del Sur dijo que está investigando la desaparición de 43 niños en relación al cadáver encontrado en una maleta al lado de una remota carretera en Wynarka, en el sur del país, a inicios de mes.

Madeleine McCann
Madeleine McCann desapareció en 2007 mientras vacacionaba con su familia en Portugal.

“Estamos centrando nuestra investigación en Australia del Sur, pero estamos considerando cualquier menor desaparecido”, explicó el comisionado Grant Stevens.

Coincidencias

Los restos dentro de la maleta abandonada correspondían a los de una niña de entre dos y cuatro años de edad que parece haber tenido cabello claro.

El cuerpo se encuentra en estado de descomposición y se estima que la muerte de la pequeña data de al menos 2007.

Lea: ¿La última esperanza de encontrar a Madeleine McCann?

Madeleine McCann
Las investigaciones sobre el paradero de la pequeña continúan.

Madeleine McCann tenía tres años cuando desapareció de la casa de vacaciones de su familia en Paria da Luz, en la zona portuguesa de Algarve, en mayo de 2007.

Nunca se volvió a saber de ella y el caso ha seguido capturando la atención de la prensa británica e internacional.

La policía portuguesa ha interrogado a 11 personas como parte de su investigación sobre el caso y una operación especial para asistir con las pesquisas fue dispuesta por la policía del Reino Unido en 2011 a solicitud del primer ministro David Cameron.

 

VíaBBC Mundo
FuenteBBC Mundo
Compartir